Quantcast
‘Big Little Lies’, una temporada perfecta - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Críticas

‘Big Little Lies’, una temporada perfecta

‘You get what you need’ nos dio todo lo que necesitábamos, y mucho más

Esta crítica contiene spoilers de la primera temporada de la serie ‘Big Little Lies’.

El último episodio de Big Little Lies respondió a todas las preguntas planteadas al principio de la serie: quién y cómo muere, quién es el asesino, quién acosaba a Amabella, quién es el padre de Ziggy… Y, gracias a Jean-Marc Vallée, toda esta información nos es revelada sin que se pronuncie ni una sola palabra.

Si alguien tenía una de esas típicas listas de “todas las preguntas que debe resolver el final de la serie”, pudo gritar ¡bingo! al acabar el episodio. 
Si es que ese alguien, pudo hacer otra cosa que no fuera mirar en silencio su propio reflejo en la pantalla mientras corrían los créditos finales.

O llorar un poco por la emoción, como fue mi caso.

Durante sus siete episodios, Big Little Lies ha sido sublime en el inteligente uso de todos los elementos para construir su narración: la elocuencia de sus silencios, la música como una capa de texto más, una cámara que parecía flotar por los espacios, el montaje de sonido e imagen como expresión de la psique de los personajes, interpretaciones con el alma desnuda.

Y una clara historia qué contar, de esas de las que no se habla mucho, y no en este contexto. Las historias de los hombres maltratadores suelen representarse en las clases sociales menos afortunadas, muchas veces con comercio y consumo de drogas de por medio. No se ven muchas Celestes en la ficción y es importante hablar de ellas, porque existen en la vida real.

Su trama en este episodio nos transmite el terror de la violencia de Perry, quien tiene el poder de embestir incluso cuando no la toca, a veces sin estar presente. El sonido de los videojuegos de los niños enmascarando lo que ocurría en el baño, la crudeza de las imágenes sin efectos de sonido, la malsana falta de inflexión en la voz de Perry al comunicar el mensaje de Tracy, el viaje en el coche… La ausencia de sonido es un grito desesperado, y ese grito se acalla cuando por fin, Celeste verbaliza la realidad de su situación.

Big Little Lies deconstruye la imagen de la mujer perfecta y le da la oportunidad a sus personajes de mostrarse complejos, con contradicciones, con dudas y con miedos.

La imagen del océano ha estado presente durante la temporada como una gran metáfora, por los secretos que esconde bajo su vasta y hermosa superficie, aparentemente cristalina; como lienzo sobre el que se dibuja un horizonte al que aspirar; por las marcas que es capaz de hacer en las rocas la furia repetida de las olas; y como recordatorio de que con su arrullo, las huellas también pueden sanar y desaparecer.

Por eso la playa es el marco para la escena de cierre, poderosa a nivel emocional, con ese grupo de mujeres que han sido capaces de dejar todas sus diferencias atrás; dispuestas a compartir el futuro juntas, porque así son más fuertes; dejándose acariciar por la brisa y la calidez del sol; y resignificando las huellas en la arena, cambiando las del dolor en los flashbacks de Jane, por las que dejan los niños en medio del momento de juego. Es un final perfecto.

Nota al margen

  • Las escenas con la terapeuta (Robin Weiger) son maravillosas, muestran la empatía, la calidez y la fuerza de caracter necesarias para leer entre líneas y ayudar a una persona con problemas a reconocer su situación y a proporcionarle las herramientas para enfrentarse a ella.
  • Emmy a la mejor actriz y Óscar a la mejor película para Nicole Kidman.
  • Jean-Marc Vallée hace un gran trabajo en el último episodio construyendo la tensión entre todos los presentes, mostrando todos los puntos de vista y revelando una gran cantidad información para los personajes, y para nosotros, sin que medie una sola palabra: Ed y la infidelidad de su esposa; Celeste, Madeline y Jane cuando esta reconoce a su agresor; y mi narración sin palabras favorita, Bonnie leyendo e interpretando en la distancia todas las señales de que algo algo va mal y tomando la decisión de actuar. Espero tener su valentía y su fuerza si algún día soy testigo de una horrible situación como esa.
  • Big Little Lies ha sido un éxito para HBO y ya empiezan a correr rumores sobre la posibilidad de una segunda temporada. Espero que no la haya como tal, su director ha sido tajante en ese sentido. Si al final no pueden resistirse, que la conviertan en una antología y dejen el cierre de esta historia perfecto como es.
  • Si os gustó el trabajo de dirección de Jean-Marc Vallée, aparte de en sus películas, podréis verlo nuevamente detrás de las cámaras en la serie Sharp Objects (HBO) que protagonizará Amy Adams. Vallée y Marti Noxon son los responsables de la adaptación de la novela de Gillian Flynn en la que se basa.

Las notas de Fuera de Series:

En Fuera de Series puntuamos nuestros análisis en una triple escala de 1 a 5, inspirada en la que usa Little White Lies, en función de lo deseosos que estábamos de ver la serie (“Antes”), lo que nos ha parecido viéndola (“Durante”) y las ganas de ver más y de comentarla con más gente tras hacerlo (“Después”)

Antes: 4

Leí la novela un mes antes del estreno de la serie y me pareció que tenía cosas importantes que contar. El elenco de actrices era impresionante y soy fan del director Jean-Marc Vallée, todos los ingredientes me resultaban interesantes y me enfrenté al primer episodio con altas expectativas, a pesar de lo frías que habían sido varias de las primeras críticas en Estados Unidos.

Durante: 5

Cuando por fin pude ver el primer episodio me enamoré de la serie, de sus actrices y del estilo de la serie en la dirección, la música y el montaje de audio e imagen. Me gustaron cada uno de los cambios con respecto a la obra original.

Después: 5

Es una historia perfecta en sus siete episodios. Nos deja muchos temas intersantes para la reflexión sobre los retos de ser mujer, ser madre y en sus retratos de violencia, traumas y cómo enfrentarse a ellos. Es una de las series de 2017, una de las de la década y, si te gustó tanto como a mí, recomiéndala.

‘Big Little Lies’ está disponible en HBO España.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir