Fuera de Series Fuera de Series

Crítica: ‘Mrs. America’ o si ‘El cuento de la criada’ fuera contado por Serena

Cate Blanchett interpreta a la líder del movimiento antifeminista de los años 70 en esta historia basada en hechos reales

Cate Blanchett es Phyllis Schlafly en ‘Mrs. America’. (Fuente: HBO España)

Esta crítica se ha escrito después de ver los tres primeros episodios de ‘Mrs. America’. No contiene spoilers.

En una escena del primer episodio de Mrs. America un presentador de televisión le pide a Phyllis Schlafly que sonría justo antes de que la cámara empiece a grabar un programa en el que ella iba a criticar el acuerdo de control de armas con la Unión Soviética. En otra, Schlafly entra a una reunión en la que es la única mujer y, por eso, le piden que tome los apuntes para el informe, a pesar de que, claramente, es la más preparada del lugar. Es imposible que no sintamos empatía por personaje de Cate Blanchett en momentos como estos, en los que vive en carne propia el sexismo de los 70, pero ella es la villana de este cuento.

La miniserie de Dahvi Waller (Mad Men, Halt and Catch Fire) que ha estrenado hoy HBO España, narra la historia real de las luchas por la ratificación de la Enmienda de Igualdad de Derechos (ERA: Equal Rights Amendment) en Estados Unidos a través de las mujeres más relevantes de la época, como Gloria Steinem (Rose Byrne), Shirley Chisholm (Uzo Aduba), Bella Abzug (Margo Martindale) o Betty Friedan (Tracy Ullman), pero esta no es una celebración de cómo el feminismo de la segunda ola venció al patriarcado, porque el personaje principal es Schlafly, una líder ultraconservadora muy carismática; la mujer que luchó del otro lado.

Cada episodio lleva por título el nombre de una de las figuras femeninas que protagonizaron este momento histórico, pero Schlafly siempre está en el centro. Mrs. America es una miniserie muy política, construida alrededor de las luchas de poder y batallas dialécticas que muestra cómo se escriben las narrativas que se convierten en corrientes de opinión capaces de cambiar la historia, porque hasta que Phyllis Schlafly entró en el terreno de juego, la ERA parecía destinada a ser ratificada sin mayores complicaciones.

(Fuente: HBO España)

Lo irónico de todo esto, es que Phyllis no tenía realmente ningún interés personal en esta lucha a la que se refería como “asuntos de mujeres”. Ella quería exponer sus ideas sobre armamento nuclear y la política exterior de Nixon pero, como los señores del lugar no se la tomaban en serio, encontró en la oposición al movimiento de liberación de la mujer la oportunidad perfecta para desarrollar su ambición adquirir relevancia política.

Y así empezó a fraguarse un movimiento formado por amas de casa de clase media-alta, que con hogazas de pan recién horneado por ellas, mermelada casera y pancartas con mensajes del tipo “Mi marido me dio permiso para protestar” (veréis alguna en el segundo episodio), se enfrentó a las feministas más importantes de la segunda ola, dejando al descubierto la desorganización y luchas internas por los debates iniciales sobre interseccionalidad (antes de que se acuñara el término). El resto es historia. Y nos la contará Mrs. America.

Los tres primeros episodios de ‘Mrs. America’ ya están disponibles en HBO España. Los seis siguientes se estrenarán a ritmo semanal cada miércoles.

Quién es quién en ‘Mrs. America’, la serie sobre el feminismo en los 70
De Phyllis Schlafly a Gloria Steinem, repasamos los perfiles de las figuras reales que aparecerán en este estreno de…fueradeseries.com

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir