Quantcast
Crítica: ‘Señoras del (h)AMPA’ es la mejor serie con la peor suerte (y ha dicho adiós por todo lo alto) - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Críticas

Crítica: ‘Señoras del (h)AMPA’ es la mejor serie con la peor suerte (y ha dicho adiós por todo lo alto)

La serie creada por Carlos del Hoyo y Abril Zamora ha terminado con menos atención de la que se merece

(Fuente: Prime Video)

Esta crítica se ha escrito después de ver la segunda parte de la segunda temporada de ‘Señoras del (h)AMPA’ y no contiene spoilers.

Hay series que caen de pie, dan con la cadena o la plataforma que se merecen y consiguen una expectación a la altura de su calidad. Hay otras que llegan avaladas por un nombre y durante semanas invaden las marquesinas de los autobuses aunque no sean dignas de ello. Y luego están esas rarezas que tienen la mala suerte de ir a parar a una cadena que no las respeta y terminan perdiéndose en el fragor de los estrenos, sin la atención mediática y de público que debería tener una producción de calidad notable. En este último grupo está, desafortunadamente, Señoras del (h)AMPA.

La serie de Mediaset y Amazon Prime Video regresó el pasado viernes a la plataforma con la segunda parte de su última temporada, sin hacer demasiado ruido y sin la expectación lacrimógena que tanto gusta en los desenlaces televisivos. Es otra injusticia del panorama seriéfilo español, que tanto se vanagloria de vivir un gran momento, pero que a veces permanece ajeno a todo aquello que no viene rodeado de una apabullante campaña de marketing.

Escribo esta amarga queja mientras me enjuago las lágrimas por saber que ya no habrá más aventuras en Carabanchel, que Amparo (Mamen García), Lourdes (Malena Alterio), Maite (Toni Acosta) y Virginia (Nuria Herrero) ya no volverán a contarnos los equilibrios que hay que hacer para sacar adelante un hogar y además ser una súper heroína, que la serie española más femenina y feminista del momento no tendrá más temporadas porque alguien cree que no son necesarias. Y lo son, no solo porque es un gran producto audiovisual, sino porque además se ha preocupado por la representatividad y la diversidad como pocas.

(Fuente: Prime Video)

Como las grandes series, Señoras del (h)AMPA nos ha dicho adiós en su mejor momento. Aunque su original propuesta inicial, con cuatro señoras de barrio que comenten un homicidio accidentalmente y acaban luchando contra una poderosa proxeneta, ya era divertida e interesante, los seis episodios de la última tanda de la segunda temporada son un broche de oro en el que las referencias metaudiovisuales (de Joker a El club de los poetas muertos, pasando por 24 o Killing Eve) y los personajes imperfectos y reconocibles construyen una narración que no concede un descanso al disfrute del espectador.

Seis capítulos en los que, además de darle un final a la altura de las grandes mujeres que lo protagonizan, Señoras del (h)AMPA tiene tiempo de explorar los peligros de los populismos y los padres temerosos de la “concienciación” educativa y sigue ahondando en la inoperancia de las fuerzas de seguridad y, de paso, de la administración. Y lo hace mientras la sororidad está presente de muy diferentes formas, más como un modo de vida que como una reivindicación pasajera. Porque las cuatro enmascaradas están ahí para quien las necesite, pero también se encontrarán con mujeres dispuestas a echarles una mano en su lucha, ya sea contra el asesino en serie que las persigue, la reportera sensacionalista que las acosa o con su día a día como incansables madres trabajadoras.

Con su despedida, la ficción nacional pierde el retrato más descarado, y también certero, de la clase trabajadora y humilde, esa que vive en pisos que pueden necesitar un decorador pero que anda sobrada de honestidad. Pero también dice adiós a un elenco de actrices magníficas que han podido disfrutar del extraño privilegio de protagonizar una serie a una edad en la que solo suelen ser “la mujer de”. Y lo han hecho acompañadas de secundarias como Carmen Balagué (Remedios), Ainhoa Santamaría (Anabel) y Maite Sandoval (Juani), ante las que solo queda quitarse el sombrero.

(Fuente: Prime Video)

Resulta imposible no pensar qué habría pasado si en vez de ir a parar a una cadena que cuando descubrió el tesoro que tenía entre manos lo reprogramó, faltando al respeto a la audiencia y a la producción, Señoras del (h)AMPA hubiese caído en una plataforma o una cadena verdaderamente interesada en apoyar la ficción nacional. O imaginar cómo habríamos vivido este bonito desenlace si alguien se hubiese preocupado por presumir del serión que tenía entre manos, y la audiencia, ávida de ficciones que echarse a la boca, hubiese descubierto que no hace falta irse hasta Westview para encontrarse con heroínas y homenajes televisivos. E incluso, por qué no, cómo hubiésemos sufrido por no encontrarnos con el spoiler final, muteando hashtags y devorando la última tanda de episodios para escapar de lo irremediable.

Tal vez sea mejor así, y los que hemos disfrutado de Señoras del (h)AMPA podamos presumir del privilegio de haber conocido a cuatro señoras luchadoras que, ante el peligro de enfrentarse a desconocidas amenazas, decidieron que era más importante preocuparse por el prójimo y hacer de su barrio un lugar mejor. Pero, como ellas, sus seguidores también somos incansables y hay quien no se resiste a soñar con una nueva entrega que dé a estas mujeres la trascendencia y la importancia que se merecen. Porque las turbohermanas siempre estamos ahí, dispuestas a luchar contra las injusticias.

‘Señoras del (h)AMPA’ está disponible al completo en Amazon Prime Video.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Escucha 'Streaming' en directo el miércoles a las 15:30 en nuestro canal de Twitch
Mas información
Subir