Quantcast
Crítica: ‘The Good Doctor’ se toma en serio el drama en la temporada 3 - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Críticas

Crítica: ‘The Good Doctor’ se toma en serio el drama en la temporada 3

Repasamos el final de la entrega, que ha dejado varias sorpresas para los fans

(Fuente: AXN)

Esta crítica ha sido escrita después de ver la tercera temporada completa de ‘The Good Doctor’.

Una de las cosas que tenía The Good Doctor era esa facilidad de llevarte a un lugar confortable. Sabías que la historia de esa semana podía ser dramática, e incluso no tener un final feliz, pero siempre había algo que compensaba ese dolor, dejando buen sabor de boca y el cuerpo tranquilo. Hasta que llegó el final de su tercera temporada. Este año, AXN nos ha traído una montaña rusa de sensaciones que han acabado con fuegos artificiales y crueles bombardeos.

Y es que el recorrido reciente de Shaun ha sido complicado. Ha tenido que aprender a amar sin ser correspondido, a probar suerte de una forma tradicional con alguien que le despertara simple simpatía y a aceptar que los viejos amores hay que superarlos. No es un camino corto para un solo año, menos para alguien con poca experiencia romántica.

En el episodio doble del final de temporada nos hemos enfrentado con él a situaciones dolorosas pero necesarias. Para alguien con un currículo académico tan brillante y aislamiento social, no es fácil aprender que el que algo salga mal no debe ser entendido como un fracaso, sino que nos fortalece y permite aprender nuevas lecciones. La lección ha sido explicada del modo tradicional para como funciona la serie; planteas el problema, lo llevas al extremo con una situación dramática y lo solucionas con una gran escena. Y así es como llegamos a Lea besándolo apasionadamente en una calle y acabamos la temporada diciendo que qué afortunados somos todos.

Pero esta vez, The Good Doctor no se ha quedado satisfecha solo con eso. Debe ser que nos estábamos confiando y hacía falta darnos una ducha de realidad porque, si bien la historia del doctor Alex Park es muy dura y parece que implica su marcha en la serie, lo otro que tenían que contarnos es mucho peor.

(Fuente: AXN)

El doctor Meléndez ha sido todo lo que le podíamos pedir a un señor de mediana edad inteligente, triunfador y atractivo. Ha traído buenos casos, ha ayudado a Shaun y se ha ganado el corazón de Audrey Lim, acabando la relación de una forma respetuosa y casi amistosa. Y ya veíamos la luz, por fin Claire iba a encontrar alguien a quien amar sin compulsiones y con quien hacer crecer una relación bonita. Entonces van y nos lo sentencian.

Un día, es todo lo que han dado de tiempo para despedirse. Un único día en el que bromear, reconocerse el amor y despedirse para siempre. La historia es muy cruel y dolorosa, más por el hecho de no esperar algo así en esta serie. Pero funciona; de alguna forma nos demuestra que The Good Doctor juega en la liga de lo confortable porque quiere, pero puede ser un drama incómodo cuando sea necesario y está dispuesto a no encasillarse.

Con tres temporadas recorridas, momentos así, que te hacen despertar y no darlo todo por hecho, son de agradecer. Sin duda, la serie está en una magnífica forma y dispuesta a seguir probando nuevas vías narrativas. El final de Shaun ha sido muy feliz, pero no ha hecho más que arrancar una aventura que promete tener sus complicaciones.

La tercera temporada de ‘The Good Doctor’ está disponible en los servicios VOD de los operadores de televisión de pago.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir