Quantcast
Crítica: ‘The Good Fight’ lo deja todo en “Continuará” para la temporada 5 - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Crítica: ‘The Good Fight’ lo deja todo en “Continuará” para la temporada 5

La cuarta temporada ha tenido cierre adelantado en el episodio siete debido a las circunstancias de producción actuales

(Fuente: IMDB)

Esta crítica se ha escrito después de ver los siete episodios de la temporada 4 de ‘The Good Fight’. Contiene spoilers.

The Good Fight, como otras varias series en estos meses, se ha visto obligada a dar por concluida su cuarta temporada algunos episodios (tres para ser exactos) antes de lo previsto. Con las producciones en pausa desde marzo, y sin saber exactamente cuándo y en qué condiciones podrán a volver a retomar sus labores, es la mejor decisión que podían tomar. Al final, como os comentábamos cuando empezó el confinamiento, las consecuencias de la crisis del coronavirus en las series de televisión son similares a las de la huelga de guionistas de 2017.

El episodio que cumple la función de final de temporada es The Gang Discovers Who Killed Jeffrey Epstein (4×07), en el que la serie vuelve a hacer uno de sus juegos de hiperficcionalización de la realidad. Esta vez, con el conocido caso de Jeffrey Epstein, en particular, los hechos que rodearon su muerte en prisión, lo que les permitió hacer un juego detectivesco en el que se pusieron sobre la mesa las teorías conspirativas y los detalles más escabrosos de la vida del depredador sexual y pederasta condenado por tráfico de menores.

Si bien estos hechos ocurrieron en agosto de 2019, The Good Fight ha vuelto a hacer gala de su sincronización perfecta con la actualidad, porque este episodio se emitió un día antes del estreno del documental Jeffrey Epstein: Fifthy Rich en Netflix, por lo que el tema vuelve estar en boca de todos. También sacado de los titulares de los periódicos es el caso del quinto episodio, basado en el de Edward Gallagher; el sexto, en el que se debaten las regulaciones del Comité Olímpico Internacional en la participación de atletas trans; y la obra de teatro en la que los protagonistas son parodiados por un exempleado, la cual está inspirada en Slave Play, un fenómeno reciente de Broadway.

Christine Baranski y Delroy Lindo en el episodio 4×07. (Fuente: IMDB)

Para la quinta temporada, los principales frentes que quedan abiertos son la difícil situación en la firma después de la fusión con “los de arriba”, ahora que han descubierto que están atados a un contrato del que no supieron interpretar la letra pequeña; y todo el asunto de la investigación del misterioso Memo 618, que se ha cobrado en Julius su primera víctima (sus escenas, por cierto, formaban parte del episodio 4×08, que no se había terminado de rodar).

También queda pendiente la salida de Adrian Boseman, pues Delroy Lindo, el actor que lo interpreta, había pactado abandonar la serie al final de esta temporada. No sabemos si ya hemos visto lo último de su personaje o si, dadas las circunstancias, llegarán a algún nuevo acuerdo para cerrar sus tramas en los primeros episodios de la quinta entrega.

Aunque el cierre de esta temporada ha sido forzado por circunstancias extraordinarias, y el caso del último episodio condiciona el tono paródico con el que se despide The Good Fight, de alguna forma encaja con la idea general que se ha planteado en los seis episodios anteriores: que las reglas no son las mismas para todos los ciudadanos y algunos cuantos privilegiados tienen poder para jugar al margen de la ley y, básicamente, hacer lo que se les antoje.

Las cuatro temporadas de ‘The Good Fight’ están disponibles en Movistar+.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir