Fuera de Series Fuera de Series

Estas son las razones por las que Anna Paquin quería hacer ‘Flack’

La actriz es también productora de esta serie que emite COSMO

Anna Paquin, como Robyn en ‘Flack’. (Fuente: COSMO)

El mayor reclamo para darle una oportunidad a Flack no es sólo su ambientación en el mundo de las crisis de relaciones públicas de los famosos, o su mordaz sentido del humor. El protagonismo de Anna Paquin es, quizá, uno de sus grandes atractivos. La actriz, que también es productora a través de la empresa que tiene con Stephen Moyer, su marido, da vida al personaje central, Robyn, una publicista realmente buena en su trabajo que, al mismo tiempo, tiene una vida privada que está yéndose al traste sin que ella pueda evitarlo.

La primera temporada de Flack está en emisión actualmente en COSMO, los martes por la noche, y es ella quien provee el enlace entre esos futbolistas, cantantes, cocineros o actores en plena crisis y el ambiente laboral de su agencia, o la relación con su hermana en su día a día. Para Paquin, elegir este proyecto fue bastante sencillo y hay tres razones por las que estuvo peleando por sacarlo a flote incluso cuando la primera opción de hacerlo realidad, en HBO, acabó descartada y se optó por llevarlo a Pop TV y UKTV.

La calidad del guión

(Fuente: COSMO)

“Es fantástico, es una ficción muy bien escrita; rompe con la norma y juega con el sentido del humor. El guionista es brillante”. Es lo que Paquin opina del trabajo de Oliver Langley, creador de la serie. El guión llegó a su productora hace cinco años y, desde el primer momento, supo que quería formar parte de la serie: “en aquel momento había un guión escrito y escaletas del resto. Y desde la primera página, el primer momento del primer capítulo, estaba enganchada. Era tan oscuro, y divertido, y extraño e inteligente, de una manera que de verdad me atrajo”.

En un primer momento, Flack estuvo desarrollándose para HBO, sin suerte, y hace un año y medio, Paquin y Stephen Moyer movieron el proyecto por Hollywood y acabaron en una coproducción con el Reino Unido y con dos cadenas, Pop TV en Estados Unidos y UKTV en las islas británicas. Sin embargo, y aunque no había pasado tanto tiempo desde el principio del desarrollo, hubo que adaptar el guión a los nuevos tiempos: “la manera en la que se consumen y se procesan las noticias, con internet y las redes sociales, ha cambiado mucha de la logística de lo que implica un trabajo de relaciones públicas. Pero en lo que respecta a arcos para toda la temporada, temas, ideas y líneas argumentales, esas se quedaron en gran parte como estaban. Por ejemplo, no puedes tener a la gente recibiendo un SMS y diciendo ‘oh, ha pasado esto’, porque ahora reciben una alerta de Google. Lo repasamos y actualizamos la serie con los medios contemporáneos”.

Robyn, una persona compleja

(Fuente: COSMO)

La combinación de excelencia profesional con deriva personal suele ser una gran fuente de conflicto y de historias para una serie de televisión. En Flack, Robyn es un personaje bastante complejo que permite a Paquin interpretar muchas facetas diferentes suyas. “Es fuerte y completamente independiente”, la describe la actriz: “No necesita a ningún hombre para temas económicos. Ella lucha día tras día para estar entre los más poderosos y romper con el liderazgo masculino”.

La dualidad entre su vida laboral y privada es, también, una parte importante del atractivo de Robyn. Paquin la define como “una publicista que debe solucionar los problemas de todos sus clientes, pero su vida persona es un desastre. Siempre tiene ideas descabelladas, pero sorprendentemente acaban funcionando”. En esas ideas descabelladas es donde encontramos buena parte de la comedia de Flack, ahí y en las interacciones con sus compañeras en la oficina.

Y, aunque pensemos que algunas de las situaciones en las que se encuentra Robyn, son exageradas, su intérprete no crea que sea así: “creo que es una representación acertada de aspectos de ese mundo. Hay muchos de nosotros, como yo, que estamos en la vida pública y vamos a trabajar, hacemos nuestro trabajo, lo promocionamos y no necesitamos un solucionador de escándalos, pero creo de verdad y sé que este gente existe”.

Una serie liderada por mujeres

(Fuente: COSMO)

Además de todo lo anterior, Flack es una serie en la que sus personajes principales son mujeres. No sólo está Robyn, sino que encontramos también a la jefa de la agencia, a la amiga de la protagonista en la oficina, a la becaria y a su propia hermana. Para Anna Paquin, fue una experiencia muy divertida: “sí, lo fue de verdad. Sabes, adoro a los hombres, me gusta trabajar con hombres. He tenido muchos, muchos años de experiencias maravillosas en sets dominados por hombres, pero está muy bien, para cambiar, poder sentir lo que es que la dinámica de poder se revierta y los chicos vengan a interpretar a los maridos, los novios y las estrellas invitadas. El reparto principal está formado apoyado por estas tres mujeres increíbles y poderosas, y eso fue divertido”.

Flack está renovada ya por una segunda temporada en la que Anna Paquin se reencontrará con Sam Neill, compañero de reparto en la película que le dio un Oscar a la mejor actriz secundaria con sólo once años, El piano. Y es sólo un signo de que es probable que continúe buscando más proyectos en televisión, donde la hemos visto recientemente en The Affair, que en cine: “no voy a decir que no hay papeles en cine interesantes para mujeres, porque claro que hay. Hay muchos papeles maravillosos, pero creo que con todas las nuevas plataformas, y el streaming y las diferentes cadenas que están apareciendo… La gente se atreve a arriesgarse con algo que, tal vez, hace diez años no habría sido considerado algo seguro”.

‘Flack’ se emite los martes, a las 22:00 h., en COSMO.

Crítica: ‘Flack’ sorprende por su rapidez y mordacidad
El humor negro se alterna con el drama más seco en esta agencia de gestión de crisisfueradeseries.com

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir