Fuera de Series Fuera de Series

Qué es ‘Verónica Mars’ y por qué Twitter está emocionado con su vuelta

Te contamos qué tenía esta serie que lanzó a la fama a Kristen Bell

Imagen promocional de la tercera temporada de ‘Verónica Mars’. (Fuente: The CW)

Hay series que se resisten a morir y ser olvidadas. El mundillo seriéfilo de Twitter dejó escapar ayer un gritito de emoción al enterarse de que, 14 años después de su estreno, Veronica Mars va a volver a televisión, en este caso, con una miniserie de ocho episodios en Hulu. Las expresiones de regocijo en redes sociales fueron la tónica con la que se recibió la noticia, que dio la propia Verónica Mars, Kristen Bell, en su Instagram. Pero, probablemente, hubiera también gente que se preguntaba a qué demonios venía todo ese escándalo por una serie que, como mucho, les sonaba vagamente.

Para todos esos futuros fans que todavía están a tiempo de caer a los pies de la señorita Mars cuando Hulu estrene sus nuevos episodios, allá por el otoño de 2019 (probablemente), queremos contarles qué hacía de aquella adolescente que investigaba el asesinato de su mejor amiga uno de los mejores protagonistas femeninos que la televisión ha visto recientemente. ¿Palabras mayores? Sí. Pero Verónica las merece.

Qué era ‘Verónica Mars’

La temporada 2004/05 no sólo fue la del estreno de Perdidos, Mujeres desesperadas, Anatomía de Grey o House. También fue la de la llegada a la cadena juvenil UPN de Verónica Mars, una serie que trasladaba el género negro californiano de Raymond Chandler y Ross MacDonald al instituto y lo personificaba en una estudiante menuda, rubia, que había sufrido varios traumas que habían vuelto su vida del revés: su mejor amiga, Lily Kane, era asesinada; su madre, alcohólica, los abandonaba; el pueblo daba de lado a su padre, el sheriff, porque creía que no estaba llevando bien la investigación del asesinato y, para rematarlo todo, Verónica es violada en una fiesta.

A todo eso hay que añadir que Neptune, la pequeña ciudad costera en la que vive, presenta una clara división social entre los ricos y los pobres que genera tensiones de todo tipo, y más porque Verónica solía pasar el rato con los hijos de las familias pudientes antes de que su caída en desgracia la llevara a verse en el otro lado, el de los habitantes del lugar que son mirados por encima del hombro y considerados prácticamente ciudadanos de segunda.

Estas semillas ya estaban, por ejemplo, en aquella olvidable segunda temporada de True Detective; son los elementos básicos sobre los que construir una historia noir con tintes sociales. Lo que hace Rob Thomas, su creador, en Verónica Mars es más complicado, pues consigue entrelazar perfectamente la seriedad de la investigación del asesinato de Lily (que Verónica hace por su cuenta) con el tono más ligero de algunos de los casos que ella asume para ayudar a compañeros en problemas.

Esos problemas van desde chicas que pierden a su perro a “listas de pureza” que categorizan a los alumnos según si son vírgenes o no, y Verónica los resuelve tirando de sarcasmo, de compasión y de un sentido de la justicia muy acusado. Kristen Bell la ha descrito muchas veces como una superheroína sin capa.

Por qué merece la pena verla

La serie duró tres temporadas, con la última dando el salto de UPN a la entonces recién nacida The CW, y nunca tuvo grandes audiencias en su emisión original. Sin embargo, sí generó a su alrededor un culto que, unos siete años después de su final, permitió que se rodara una película financiada a través de Kickstarter (fue, en su momento, la campaña más exitosa de esa plataforma, recaudando dos millones de dólares en diez horas), culto que ha llevado a que Hulu cuente con ella para resucitarla de nuevo el año que viene.

‘Veronica Mars’ podría volver en Hulu
La plataforma está cerrando un acuerdo para producir una miniserie de ocho episodiosfueradeseries.com

Hay tiempo para darle una oportunidad si nunca lo hemos hecho hasta ahora (está editada completa en DVD, aunque no se encuentra disponible en ninguna plataforma de streaming), especialmente a una primera temporada redonda que maneja con gran seguridad el misterio serializado (quién mató a Lily Kane) con el propio proceso de curación emocional de Verónica y con los casos episódicos.

Los secundarios están también perfectamente dibujados, desde Keith Mars, con quien Verónica una de las relaciones padre-hija más queridas por los espectadores, hasta los “hombres fatales” de la serie (en especial, Logan Echolls, el niño rico arrogante que esconde más de lo que muestra) o los amigos de Verónica, Wallace y Mac. Además, por Neptune pasaron actores como Amanda Seyfried, Max Greenfield, Tessa Thompson, Kristen Rytter, Chris Lowell o Alyson Hannigan.

Jason Dohring y Kristen Bell, en una imagen de la película de ‘Verónica Mars’. (Fuente: Warner)

Las temporadas eran mejores cuanto más personales eran los casos para Verónica, razón por la que la primera es la más destacada de todas. Averiguar qué ocurrió con Lily Kane es para ella también una manera de encontrar un sentido a su nueva vida, de comprender por qué, de repente, todo se volvió del revés. Y todo lo hace con un gran don para las referencias pop (y para su obsesión por El gran Lebowski) y los diálogos ingeniosos y divertidos. Aquel “¿Te veré esta noche? — Nunca hago planes con tanta antelación” de Casablanca podría haberlo dicho Verónica perfectamente.

Si alguna vez hemos visto iZombie, otra serie cocreada por Rob Thomas, nos haremos una idea del tono.

‘iZombie’ no es la típica serie de zombis
Los muertos vivientes de Seattle tienen su propia personalidadfueradeseries.com

La miniserie de Hulu

Las informaciones que se han publicado sobre esa vuelta del personaje apuntan a que Verónica investigará una serie de asesinatos de los jóvenes que van a Neptune a disfrutar del spring break, que es la trama de la primera novela sobre el personaje que se publicó después de la película, El concurso de los mil dólares.

En ella, Verónica se queda con la agencia de detectives privados de su padre e intenta mantenerla a flote como sea. Ya no es una adolescente, pero todavía hay aspectos de su pasado que no ha logrado superar del todo. Y continúa tirando del sarcasmo y aceptando algunos casos más por romanticismo, porque son unas injusticias que no puede dejar pasar, que por el dinero que pueda ganar con ellos.

El formato de miniserie se ajusta bien al ADN de género negro del sur de California de Verónica Mars, que no deja de ser una Philip Marlowe rubia. Si sirve para que más marshmallows se sumen a su culto, bienvenida sea.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir