Fuera de Series Fuera de Series

¿Es ‘The Magicians’ la mejor serie que no estás viendo?

Sí. Os cuento cómo me enamoró porque soy buena persona y me gusta compartir las cosas bonitas de la vida

(Fuente: SYFY)

No sé a vosotros, pero a mí me encanta esa sensación de enamoramiento que sientes cuando encuentras tu nueva serie favorita. De repente, ninguna otra importa, es la única con la que quieres pasar tu tiempo libre, y cuando se acaba la cita semanal, cuentas los días para volver a encontrarte con ella. Eso es lo que me ha pasado con The Magicians.

Había ignorado totalmente la serie de SYFY durante estos años. Creo que no lo hice conscientemente porque me gusta el género, pero la realidad es que no habría sido capaz de decir su título si en un concurso me hubiesen preguntado por series de fantasía en emisión. Supongo que me dejo arrastrar por tanto estreno y a veces se me olvida que puedo elegir qué ver y cuándo.

Pero, como nunca es tarde si la dicha es buena, después de ponerme al día en semana y media, aquí estoy para contarle al mundo por qué me ha gustado tanto The Magicians, porque quiero compartirla con vosotros para que seáis tan felices como yo. Soy buena persona y me gusta compartir las cosas bonitas.

Empecemos por el principio, ¿de qué va la serie?

Está ambientada en la actualidad y nos muestra que la magia es real. En Estados Unidos la magia se estudia en la Universidad de Brakebills, unas instalaciones ocultas para los humanos de a pie, a las que son invitadas a realizar un examen muy selectivo aquellas personas cuyo potencial ha sido detectado. Si pasan el examen son asignados a una Casa según su especialidad mágica, si no, se les borra la memoria y vuelven a su vida normal.

“Me suena a Harry Potter”

Sí, la obra de J.K Rowling es una de las principales influencias de Lev Grossman, el autor de las novelas originales, y se referencia en varias ocasiones durante la serie, que han adaptado para televisión Sera Gamble (YOU) y John McNamara (Aquarius).

Durante los primeros episodios, puede parecer que The Magicians es solo una Hogwarts de universitarios, con su villano a lo Voldemort y Quentin como su Harry particular, pero conforme empieza a ampliar su mitología (a mitad de la primera temporada), veréis que solo toma como inspiración su premisa.

Y lo que os he contado es solo el punto de partida. Durante la primera temporada seguimos de forma paralela a los estudiantes de Brakebills y a Julia, que fue rechazada en el examen de admisión, pero sigue otro camino con la magia fuera de la escuela. Para el final de temporada, ambas tramas confluyen en una que no os puedo contar y The Magicians ya os habrá atrapado con su amor por el género fantástico y su crudeza al tratar temas realistas.

Los personajes de The Magicians conocen la importancia de la magia pero también saben, o aprenden, que no es la solución para arreglarlo todo. Siempre están dispuestos a sacrificarse; si habéis visto Los 100 y os sorprenden las decisiones extremas a las que se enfrentan sus jóvenes personajes, ese es un poco el estilo que encontraréis aquí. Y como en aquella serie, todos los actos también tienen consecuencias.

Entre la fantasía, seres mitológicos, el multiverso, la autoconsciencia y los momentos de humor, también aborda tramas de política, depresión, adicción, aborto o violación que la convierten en una serie muy pendiente del momento histórico en el que se encuentra y que construye narrativas muy potentes para los personajes que las protagonizan.

¿Quiénes son The Magicians?

Margo, Eliot, Quentin, Penny, Julia y Kady. (Fuente: SIFY)

El protagonista inicial es Quentin, pero rápidamente su reparto coral adquiere relevancia y tiene tramas propias. Al principio él es muy Harry Potter, pero la serie hace gala de una gran autoconsciencia cuando se refiere a su personaje como el clásico protagonista varón, blanco y con privilegios.

El resto de personajes principales son Julia, Alice, Penny, Eliot, Margo y Kady; a ellos se unirán profesores, miembros de órdenes secretas, dioses y habitantes de Fillory. Los guionistas hacen un gran trabajo de desarrollo de personajes, todos tienen conflictos realistas, retos, un papel qué cumplir en la historia, se equivocan y evolucionan. Suelen vivir muchas aventuras por separado y se consigue mantener el interés en todas ellas por igual.

Quentin no es el mago más talentoso del mundo y sabe reconocerlo. Le cede el protagonismo a sus compañeros cuando sabe que pueden hacer algo mejor que él. En ese sentido, Alice y Julia destacan en varias ocasiones y también se enfrentan a las situaciones y decisiones más difíciles. Me gustaría ser más específica, pero…

Otro de los grandes personajes de The Magicians es Margo, quien tiene sin duda muchas de las mejores frases. Es divertida, segura, comprometida y muy inteligente. Al principio parece que solo es un alivio cómico, pero ya veréis cuánto evoluciona. La amo.

High King Margo. Long May She Reign!

La mitología y el ‘worldbuilding’

En The Magicians hay magos, dioses, hadas, fantasmas, animales que hablan y todo tipo de criaturas fantásticas que habitan este mundo y los otros que también conoceremos, todos con entidad propia.

El primer mundo alternativo en el que se nos introduce es Fillory, el mundo de ficción de un libro que leen los protagonistas; una tierra fantástica que tiene sus propias reglas y que está habitada por criaturas diversas. Como Las Crónicas de Narnia, diréis. Sí, esta es otra de las influencias reconocidas por el autor de las novelas, entre otras como American Gods, Watchmen, Dungeons and Dragons, Juego de Tronos o Marcel Proust; podéis leerlas todas en esta entrevista a Lev Grossman. En cada temporada, la mitología se amplía y la narrativa se vuelve más ambiciosa.

El humor y las referencias a la cultura popular

Alice y Julia en un sueño de Quentin en el 1×10. (Fuente: SYFY)

“-Necesito que me ayudes a arreglar el hipermotor y a entregar un mensaje a mis amigos.
-Puedo ayudarte si tú me ayudas a encontrar mis dragones.
-Os respeto profundamente, y sois líderes, y sois personas, y yo soy feminista…
-Si te hubieras quedado callado dos segundos, este sueño habría pasado el Test de Bechdel, Quentin”.

The Magicians es una gran serie por muchos motivos, pero lo que la convierte además en la más disfrutable es su sentido del humor, que se basa en la autoconsciencia y nos hace reír con situaciones, diálogos y con su uso de referencias a la cultura popular. En este sentido tiene momentazos, como el que ilustra este apartado, en el que vemos un sueño de Quentin en el que aparecen sus dos amigas como Daenerys y la Princesa Leia y que se remata con esa alusión al Test de Bechdel.

Al inicio de la tercera temporada hay una escena con Eliot y Margo hablando en clave y usando para ello referencias a Batlestar Galactica, Juego de Tronos y Buffy que es brillante.

Y sus escenas musicales

Todo empezó con Shake It Off de Taylor Swift, y en las siguientes temporadas, con Les Misérables y David Bowie, han sido cada vez más ambiciosos. Tengo ganas de ver qué harán en la cuarta porque parece una tradición.

El lenguaje visual de la magia

“El estudio de la magia no es una ciencia, no es un arte, y no es una religión. La magia es un oficio. Cuando hacemos magia no pedimos un deseo, no rezamos. Lo que hacemos es confiar en nuestro conocimiento y nuestra habilidad para hacer un cambio específico en el mundo”. (Profesor March)

Los magicians pueden aprender a manipular la materia, crear ilusiones, sanar, transformar la energía psíquica, teletransportarse, etc., a través de conjuros que son realizados con coreografías de movimientos angulares con las manos y dedos; no hay varitas mágicas y queda espectacular en pantalla.

Este lenguaje visual que ha elegido The Magicians para sus conjuros está basado en el Finger-tutting, un tipo de baile basado en los jeroglíficos del Antiguo Egipto que se hizo popular después de un anuncio de Samsung, del vídeo Shake It Off de Taylor Swift y que también fue usado en la película Doctor Extraño. SYFY contrató al coreógrafo Paul Becker para el diseño de los conjuros en pantalla.

La ambientación y los efectos son de 10

Si tenéis la idea preconcebida de que las series de fantasía pueden ser un poco cutres, olvidadla. The Magicians tiene una ambientación gloriosa, una fotografía y unos efectos digitales que lucen muy bien en pantalla.

Y su diseño de producción no es una tarea sencilla porque recrea varios mundos fantásticos y consigue que todos tengan personalidad propia. Cuidan hasta el mínimo detalle.

‘The Magicians’ te saluda.

The Magicians es entretenida, divertida, muy dura cuando se pone seria, tiene personalidad visual, muy buenos guiones, temporadas con arcos maravillosos, personajes complejos en constante evolución y un gran amor por el género fantástico.

Viéndola lo pasaréis muy bien, y también muy mal cuando así lo pretenda. Ya ha emitido tres temporadas de 13 episodios, acaba de empezar la cuarta y está renovada. Si estáis buscando una nueva serie que os enamore, esa es The Magicians.

The Magicians se emite los jueves a las 22:00 h, en SYFY España.

7 series de magos y brujas que puedes ver si tienes ganas de Harry Potter
Con la incorporación de las películas a HBO y Netflix repasamos títulos en donde la magia tiene un papel importantefueradeseries.com

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir