Fuera de Series Fuera de Series

Columna | Suspiros de España

‘Hierro’, un triunfo a la chita callando

El thriller grabado en Canarias despunta como la gran sorpresa tapada del año

AD

Candela Peña protagoniza ‘Hierro’. (Fuente: Movistar+)

Cuando comenzó 2019, Hierro no era la serie más anticipada del año. Tampoco la más promocionada de Movistar+, que ha apretado más para promocionar series como El embarcadero o Instinto, aunque el thriller sonó bastante gracias a una Candela Peña volcadísima en una serie de entrevistas en las que estuvo divertida y deslenguada. Pero la serie tenía mucho más para brillar.

Con el Premio Ondas que recibió ayer, ex aequo con Arde Madrid (repito: Anna, Paco, que vuelva Arde Madrid), se confirma que es la serie más destacada de la segunda temporada televisiva de las originales de Movistar+, con permiso del segundo round de Berto. Es también la serie de la plataforma con más nominaciones en los Iris. Y lo ha conseguido a la chita callando, como le pasó un año atrás a El día de mañana, aquella serie que vino también un poco tapada y que resultó ser la sorpresa para los críticos que nadie entendía por qué no se le dio más bombo.

La serie de Portocabo no necesita fuegos artificiales para enganchar al espectador. Como decía Tirso Calero, “el guion de Hierro es sólido, academicista en el buen sentido de la palabra”. Y así es. Un thriller clásico que da lo que esperas, que resuelve su caso sin engaños, sin falsas pistas ni sospechosos simulados. Que es muy claro en lo que propone, pero que lo viste perfectamente para que no suene a lo mismo de siempre: un paisaje espectacular al que le saca provecho, una pareja protagonista muy potente a la que se humaniza con pequeñas escenas, buenos secundarios (¿Amamos todos a la señora canaria con cara de palo? ¿y esa maravilla de personaje para Antonia San Juan?) y un motivo no tan trillado para el misterio: ni narcos, ni niña muerta.

Candela Montes es un portento. Por cómo se caga en todo cuando no le hacen el baño y por cómo llora hundida por cierta desgracia que sucede en el devenir del caso. Por esas dos partes que dan profundidad y sentido a su personaje. Y por esos ojos que tiene Candela Peña, también. ¿Quién no quiere seguir las desgracias de esta jueza macarra? ¿quién no quiere seguir disfrutando de cada esquina de la isla entre escena y escena? ¿quién no quiere irse a bucear este verano allí después de haber visto la serie? Por suerte, volveremos con la segunda temporada.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir