Fuera de Series Fuera de Series

Los revisionados de series son para el verano

Recuperar series que ya hemos visto va más allá de la felicidad de reencontrarnos con ellas

‘La leyenda de Korra’ está siendo mi serie del verano. (Fuente: Paramount)

Este verano está siendo el momento en el que Amazon Prime Video, sobre todo, está aprovechando para incluir en su catálogos unas cuantas series ya terminadas hace tiempo, de Aquí no hay quien viva y Compañeros a Expediente X y El ala oeste de la Casa Blanca. Esas llegadas al catálogo pueden ser buenas excusas para que espectadores que no las vieran en su momento les den una oportunidad (muchos seguro que así entenderán muchos memes y los “las caras, Juan” que pueblan el Twitter español), pero son también excelentes ocasiones para un revisionado.

Mi compañera Valentina expuso hace tiempo por qué volver a una de nuestras series favoritas era una gran idea y jamás constituía una pérdida de tiempo. Como dice una manoseada frase de Heráclito, ningún hombre puede cruzar dos veces el mismo río porque ni el hombre ni el agua serán los mismos. Los años que hayan pasado desde que las vimos por primera vez y nuestras experiencias vitales colorearán la percepción de la serie en ese revisionado, que puede afianzarlas en nuestro canon particular o despeñarlas.

Los meses estivales son momentos ideales para entregarnos a estas recuperaciones y, en mi caso, están siendo protagonizados por dos, Las chicas de oro y La leyenda de Korra. A la primera he vuelto muchas veces; me admira que aguante tan bien el paso de las décadas, aunque también me he dado cuenta de que podía llegar a ser bastante cruel en sus chistes. La segunda no había vuelto a verla desde que acabó, a finales de 2014; en parte, me animó a ello que la serie de la que nació, Avatar, la leyenda de Aang, ha sido estas semanas un inesperado fenómeno en redes en Estados Unidos al entrar completa en el catálogo de Netflix (y que tengo sus cuatro temporadas en DVD. Las ventajas del formato físico).

Este nuevo paso por las aventuras de Korra, la nueva avatar, una adolescente que empieza siendo impulsiva e impaciente y que se muda a una gran ciudad modelada según la Shanghai de los años 20, me está sirviendo para encontrar muchos matices que en el primer visionado se me pasaron por alto. En aquel momento, estaba más enganchada a la trama, a saber cómo iba a Korra a derrotar, por ejemplo, a Amón y su movimiento igualitario; ahora, sin embargo, destaca mucho más el viaje que hace la protagonista para convertirse en la mujer que es al final de la serie.

Todo lo que le ocurre, los villanos que intentan quitarla de en medio o utilizarla para sus propios fines, la asunción de que posee un gran poder que, sí, acarrea una gran responsabilidad, la conexión con las vivencias de avatares pasados y de su propia familia… Korra va cambiando y evolucionando de una manera que comienza a notarse mucho más en sus dos últimas temporadas. La tercera planta algunas semillas que fructifican en la cuarta, incluida la villana y la relación de Korra con otro personaje, y que solo he podido ver claramente ahora, en un segundo visionado.

Saber a grandes rasgos todo lo que pasa te libera para fijarte en esos detalles entre algunos personajes que la segunda vez resultan muy significativos, en la calidad de la animación en sus escenas de acción, en los temas que la serie maneja (bastante más adultos de lo que parece), en cómo todos los personajes, y especialmente su protagonista, van notando las consecuencias de todo lo que van viviendo… Los revisionados nos permiten encontrar otras capas que la primera vez estábamos demasiado ocupados para descubrir.

Las dos primeras temporadas de ‘La leyenda de Korra’ están disponibles en Amazon Prime Video, fusionadas en una.

Estos capítulos muestran que ‘Expediente X’ sabía reírse de sí misma
La serie está disponible completa en Amazon Prime Video desde principios de mesfueradeseries.com

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir