Fuera de Series Fuera de Series

Política y series españolas: tímido acercamiento, pero no inexistente

En España no tenemos una ‘Borgen’, aunque nuestra ficción sí se ha atrevido a tocar la política. No mucho, es cierto

Javier Cámara, como el ministro Juan Carrasco en ‘Vota Juan’. (Fuente: TNT)

Quizás por miedo a incomodar, o por no querer posicionarse en un lado u otro del espectro ideológico, las series políticas no han tenido mucha cabida en la ficción española. Mientras que la crítica miraba la notable (pero muy minoritaria) Borgen y se reía con Veep, y un público más amplio disfrutaba de las fechorías de los congresistas de House of Cards, las cadenas españolas se resistían a sumarse a esta tendencia, a diferencias de otras que abrazaba (o copiaban, o adaptaban…) sin complejos.

Ese hueco es el que viene a llenar Vota Juan, la comedia de TNT en la que Javier Cámara se mete en la piel de un ministro de agricultura bastante patético que aspira llegar a la Presidencia del país. Sin embargo, tampoco es cierto que la política sea un tema que nunca se ha tocado en televisión. Si miramos 18 años atrás, encontramos Moncloa, Dígame, una comedia de Telecinco con Javier Veiga como protagonista (y con un por entonces desconocido Paco León en el reparto) sobre las desventuras del departamento de prensa de la Moncloa. La serie no pasó de una temporada de 13 capítulos.

Más recientemente, podemos considerar La embajada como un tímido acercamiento español a las series políticas: aquella ficción, producida por Antena 3 en colaboración con Bambú Producciones, utilizaba a un embajador en Tailandia para alejarnos físicamente del terreno político más reconocible y, en realidad, todo era un pretexto para ubicar intrigas palaciegas al uso en un nuevo entorno, quedando la política en cierto modo desdibujada.

Crematorio o La zona también se acercan a la política, aunque más para hablar de corrupción y de la podredumbre en torno a quienes ostentan el poder, tema muy recurrente también en el cine español reciente. Y no podemos olvidar que Cuéntame cómo pasó, en su retrato de la España de la época por la que pasa, también ha coqueteado con la política, a veces como testigo y otras como protagonista. Por ejemplo, Toni siempre fue el miembro más de izquierdas de la familia Alcántara (llegó a militar en la clandestina Liga Comunista Revolucionaria), mientras que Antonio se relacionó con UCD.

(Fuente: RTVE)

En el terreno de la comedia, La que se avecina tiene entre sus vecinos a un concejal, Enrique Pastor, cuya trama política se fomentó sobre todo desde la incorporación al elenco de Verónica Forqué, quien daba vida a una alcaldesa con un parecido razonable a Ana Botella, y posteriormente se introdujo a Miguel Rellán para dar vida a un político corrupto que tentaría constantemente a Pastor para pasarse al lado oscuro.

Las 5 mejores comedias políticas de todos los tiempos
Cinco títulos imprescindibles del género que te harán ver a los políticos con otros ojosfueradeseries.com

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir