Quantcast
Divertida, honesta y prolífica: Sharon Horgan ha conquistado la comedia cotidiana - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Artículos

Divertida, honesta y prolífica: Sharon Horgan ha conquistado la comedia cotidiana

La guionista y actriz irlandesa se ha convertido, gracias a varias series, en un talento muy a tener en cuenta

«Una cómica con buen ojo y una lengua afilada» y «la maestra de la comedia honesta» son dos definiciones que la prensa extranjera ha dado de Sharon Horgan y no pueden ser más acertadas. Durante los últimos años esta creadora irlandesa, y también actriz, se ha convertido en uno de los rostros más reconocibles y reivindicados de la nueva comedia femenina. Femenina no porque se dirija exclusivamente a las mujeres, sino porque aporta una mirada nueva y refrescante, como también hacen Phoebe Waller-Bridge o Issa Rae, que hasta hace no mucho los creadores varones no estaban interesados en poner en pantalla. O simplemente no sabían.

Horgan comenzó a llamar la atención de la industria con Pulling, una serie estrenada en 2006 que tuvo dos temporadas en BBC y con la que ganó los premios British Comedy -mejor actriz y mejor serie de comedia-, y después vendrían otras comedias con desigual repercusión como fueron Angelo’s, Dead Boss y Women on the Verge, pero no sería hasta 2015 cuando daría el verdadero pelotazo con Catastrophe. Desde ahí, su ascenso ha sido meteórico.

Junto al cómico yanqui Rob Delaney, Sharon Horgan edificó Catastrophe, una serie que siempre han reconocido que tiene mucho de ambos. «Yo no tenía nada y ahora tengo algo; conseguí improvisar una familia y una relación de pareja, pero en el fondo todavía soy un desastre, así que sigue habiendo un embrollo como centro de todos mis trabajos», explicaba en una entrevista en The New Yorker. Las tramas de esta ficción partían de la vida, de la experiencia, pero se les da una pátina de humor negro y nunca se perdía de vista un amor hacia los personajes que resulta contagioso. Y luego estaba la química entre ambos que, pese a que ambos tienen sus respectivos matrimonios e hijos en la vida real, todo el mundo creyó que eran pareja. No podían no serlo con lo bien que pegaban en pantalla.

Pero lejos de centrarse en una sola cosa, durante las cuatro temporadas que duró Catastrophe, Sharon Horgan ha ido demostrando que tiene más talentos. Como actriz la hemos visto en Amor sin cita previa o Game Night, ha puesto su voz a personajes de series animadas como Hora de aventuras y Bob’s Burgers y, en el camino, ha creado más ficciones. Una de ellas fue Divorce, que no nace de un pitch a la cadena HBO, sino que fueron a buscarla para que la hiciese. En concreto, Sarah Jessica Parker, en su rol de productora ejecutiva, llevaba un tiempo buscando una idea para hacer una serie con la que volver a la pantalla y fue la propia cadena la que concertó una cita entre ella y Horgan; de aquella cena salieron con la idea de una comedia sobre un divorcio que se alarga y que tuviese un tono similar a Catastrophe aunque un poco más oscuro.

Y, en paralelo a su aventura en HBO, Horgan puso en marcha Motherland cuyo proceso también fue peculiar. «Escribimos una serie una cadena estadounidense sobre una madre en apuros a la que todo le iba mal, pero para cuando llegamos a rodarla se había convertido en una madre un 60% más caótica, así que era un 60% menos divertida», comentó posteriormente, «Creo que en ese momento no había ganas de ver en pantalla a madres que decían que todo esto estaba mal o que devolvían los golpes». Aquello no salió, pero hizo equipo con otras tres guionistas (Graham Linehan, Helen Serafinowicz, Holly Walsh) que tenían otros proyectos con la misma inquietud.

Y entonces sí, donde la televisión americana no había visto oro, BBC Two decidió apostar. Al igual que Catastrophe reconfiguraba la comedia romántica, Motherland tampoco fue lo que parecía superficialmente: «Sé que parece que trata sobre la maternidad, pero en realidad se trata más de las lealtades y amistades que encuentras una vez que te conviertes en madre», aseguraba en The Cut, «Quiero decir, obviamente, los niños forman parte de esto, pero solo en la medida en que impactan en la vida de los personajes. No es sobre la maternidad per se, porque no vas a ver mucho sobre ser madre. Mostramos cómo se vive el día a día, cómo sobrevivir y confiar el uno en el otro».

En otra entrevista, recordó la siguiente anécdota: «Una niña de la escuela de mi hija le dijo que a su madre le preocupaba que yo no pasara suficiente tiempo con mi hija y que deseaba que yo estuviera más cerca», un comentario que a Horgan le dieron ganas de «pegarle un puñetazo en sus habilidades de jueza», pero también le hizo reflexionar sobre el mensaje de Motherland: «Pensé que ese tipo de cosas es tan inútil. Es un prejuicio sexista que pone toda la responsabilidad en la madre, para que sea de una forma determinada o proyecte cierta imagen. A la mierda con eso. Permanezcan juntos y apóyense unos a otros. Nuestras hijas necesitan ver eso».

Ahora, mientras Motherland lleva emitidas en Reino Unido dos temporadas y un especial de Navidad (y se ha encargado una tercera), Sharon Horgan no deja de sumar proyectos: acaba de recibir luz verde para Shining Vale en Starz, que protagonizarán Courteney Cox y Mira Sorvino, tiene un proyecto de serie con Amazon y aparecerá Todos hablan de Jamie, la adaptación cinematográfica de un musical que ha triunfado en Londres. Y lo que queda. Larga vida a la reina de la comedia honesta.

‘Motherland’ se estrena el viernes 23 de abril a las 22:30h. en COSMO.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir