Quantcast
Dónde nos quedamos en ‘Shameless’ y qué esperamos de la temporada 9B - Fuera de Series
Fuera de Series Fuera de Series

Artículos

Dónde nos quedamos en ‘Shameless’ y qué esperamos de la temporada 9B

El final del viaje de Fiona Gallagher centra nuestra atención en esta nueva tanda de episodios

Emmy Rossum en el episodio 9×07 de ‘Shameless’. (Fuente. IMDB)

El 21 de enero regresa a Movistar+ la familia Gallagher, después de un parón de tres meses en la que es la novena temporada de Shameless en Showtime, y la última de Emmy Rossum y Cameron Monaghan interpretando a Fiona e Ian. Aún no tenemos ninguna información oficial por parte de la cadena o sus creadores sobre la renovación de la serie, pero desde que se anunciaron estas salidas está en el aire la pregunta de si realmente tiene sentido que Shameless continúe sin ellos (para quien escribe esto, no lo tiene).

No sabemos si los responsables de Shameless pudieron planificar el último episodio de esta temporada como posible cierre para los Gallagher, en caso de que la serie no continuara, pero a Ian ya lo despedimos en el último episodio emitido, y la marcha de Fiona ya no tiene vuelta atrás; comprobar cómo deciden despedir a su personaje es lo más importante de esta segunda mitad de la novena temporada.

Así quedaron las cosas en el 9×07 de ‘Shameless’

(Fuente: IMDB)

Lip

Sigue en el taller, no ha vuelto a beber, y la decepción porque Xan volviera con su madre tampoco será la razón que lo haga caer en la tentación. Lo dejamos estable después de su reencuentro con Tammy, a quien habíamos conocido en el primer episodio de la temporada, y la dinámica de la relación entre ellos parece muy positiva.

Debbie

Continúa en su lucha contra el patriarcado y explorando su sexualidad. Cuando encontró a Fiona en la situación en la que estaba demostró cuánto ha evolucionado y se convirtió en el apoyo que su hermana necesitaba. Organizó la venganza contra Ford, una acción muy extravagante, y muy Gallagher, que sirvió para reunir a los hermanos, algo que echábamos de menos en las dos últimas temporadas.

Ian
Cuando pensábamos que su despedida no podía ser más trágica, dentro de lo malo que es estar entre rejas, él y nosotros nos llevamos la mejor sorpresa posible: su compañero de celda es Mickey.

Carl

No puede dejar de ser el psicópata que es, pero tiene un objetivo claro en West Point, y va a conseguirlo con la ayuda de Kelly, una novia que sigue la línea de los personajes femeninos límite de la serie pero que, en este caso, es por fin una influencia muy positiva. La escena en la que Kelly se emociona repitiendo los puntos a favor que Carl puede tener en su solicitud, gracias a su familia disfuncional, es tan hilarante como tierna.

Liam

Sigue siendo un estudiante modelo aunque fue expulsado de la escuela privada por culpa de su padre. Su personaje se ha rebelado contra las estadísticas, su tóxico entorno familiar, su situación socioeconómica, y la situación de abandono en la que ha crecido nunca ha limitado su inteligencia; en la escuela privada lo han hecho avanzar directamente dos cursos.

Frank

Sigue siendo el irresponsable, despreciable y vividor que siempre ha sido, y está en una nueva relación con una mujer con enfermedad mental diagnosticada. El marido de Ingrid (Katey Sagal) temía que Frank huyera al ver los primeros síntomas después de dejar la medicación, pero el patriarca de los Gallagher lo sorprendió con su decisión de quedarse y, de propina, un consejo terapéutico gratis. Nunca sabemos si realmente hay algo de afecto por su parte, una obsesión con las relaciones extremas, o ganas de tener una cama caliente y limpia, pero ahí está.

Kevin y Veronica

No se apellidan Gallagher, pero son parte de la familia como los demás. Su trama del bar como espacio seguro para las mujeres fue de lo mejor de esta tanda de episodios y una de las respuestas al #MeToo más incisivas de la temporada televisiva. Dejamos a V abierta a la posibilidad de adopción después de que Kev se obsesionara con la idea de tener más hijos. Aunque las gemelas que tienen ya no salgan mucho, y eso que se turnan para pagar una sola matrícula en el colegio.

Fiona

Está en el peor punto de su vida y esto lo decimos después de la locura que fue la cuarta temporada. Está rota por dentro y por fuera, arruinada económicamente, traicionada por Ford y muy inestable emocionalmente.

Qué podemos esperar del resto de la temporada

Tal como se nos presentan las cosas en el trailer, todos (menos Fiona) tienen su vida encarrilada con nuevos retos y Debbie ha asumido el papel de matriarca de la familia que ocupó durante tantos años su hermana mayor.

La espiral de autodestrucción de Fiona continúa. El accidente no la ha hecho recapacitar, su relación con el alcohol ya no es esporádica, y ha empezado a seguir la conducta irresponsable y desconsiderada de Frank con respecto al dinero. El camino que decida elegir la serie con su personaje es lo que nos mantendrá en vilo en los siete episodios restantes de esta novena temporada.

Sabemos que estamos viendo Shameless, y que quizá no debemos esperar finales felices tal como los conocemos, pero confiamos en que Fiona tenga uno digno del gran personaje que ha sido durante estos ocho años.

Los nuevos episodios de la novena temporada de ‘Shameless’ están disponibles los lunes en Movistar+.

¡Suscríbete a la newsletter de Fuera de Series!

Date de alta gratis y recibe cada día el mejor contenido sobre series en tu correo electrónico

Subir